Reseña: Samsung Galaxy A7 2017

No Comment Yet

La línea o gama A de Samsung ha venido cobrando cada vez más importancia dentro del mercado de smartphones. Después de la gama S y Note, los Galaxy A de Samsung sin duda destacan dentro del amplio abanico de smartphones que podemos ver por estos días.

Así, este año (2017) se lanzaron los Galaxy A3, A5 y A7 con especificaciones y acabados de gran nivel, buscando convertirse en los mejores dispositivos de la gama media y gama media premium.

Gracias a la gente de Samsung hemos probado durante un par de semanas el Samsung Galaxy A7 2017, el smartphone más destacado dentro de la gama A de Samsung presentada este año.

Diseño

El diseño del Samsung Galaxy A7 2017 es uno de los aspectos que más me gustó en este dispositivo. Si has visto o tenido un Galaxy S7, el diseño del A7 2017 te resultará muy familiar, lo cual definitivamente es algo bueno.

Precisamente uno de sus puntos más destacables, es que el Galaxy A7 2017 cuenta con materiales totalmente premium, ya que tenemos marcos completamente metálicos, y en la parte posterior nos encontramos con un cristal 3D muy bonito. Si bien este cristal nos ofrece un look bastante agradable, lo malo es que atrae las huellas y con el uso diario sufre diminutos rayones que, si bien no se aprecian a simple vista, si los ponemos en el ángulo preciso se podrán notar ligeramente. Eso sí, contamos con protección IP68, con lo cual puede sumergirse en 1.5 metros de agua dulce durante 30 minutos como máximo.

De otro lado, en el panel frontal tenemos una pantalla de 5.7 pulgadas, el cual como ya veremos más adelante destaca mucho respecto a la competencia. Debajo de la pantalla tenemos un botón home físico, que también es un sensor de huellas dactilares, también tenemos los botones de multitarea y atrás. Arriba de la pantalla, sólo tenemos el logo de Samsung, el altavoz para llamadas, la cámara delantera y los sensores típicos.

En la parte posterior me gustó mucho que la cámara no sobresalga del resto del cuerpo, algo que le da mayor estabilidad al teléfono al ponerlo con la pantalla hacia arriba, y que evitará que se nos pueda rayar la lente. Además, precisamente heredado del Galaxy S7, es muy atractivo y ergonómico el contar con los bordes laterales curvados en la parte posterior. Por cierto, llama la atención tener el parlante multimedia del lado derecho en lugar de tenerlo en la parte de abajo del dispositivo.

Así, el Galaxy A7 2017 es un terminal algo grande, aunque no tan pesado con sus 186 gramos, pero con un diseño ergonómico y cómodo a la mano, ello sumado sus materiales premium, lo hacen a mi entender el smartphone con mejor diseño de la gama media premium de este año.

Pantalla

Otro de los aspectos que me encantó del Samsung Galaxy A7 2017 es su pantalla. Samsung ha dotado a este dispositivo de un panel Super AMOLED de 5.7 pulgadas con resolución FullHD. Este panel, a mi gusto, es el mejor que he visto en un terminal de gama media premium.

Por supuesto, al ser un panel Super AMOLED, los colores son bastante vívidos y algo saturados. Algunos se podrán quejar de que los colores de los paneles de este tipo no son naturales, pero vamos, finalmente los colores de las pantallas de Samsung son muy agradables a la vista. Además, en caso queramos revisar nuestras redes sociales, o leer algo de noche con la luz apagada podemos activar el modo “Filtro de luz azul”, que pondrá la pantalla de una tonalidad amarilla para no dañar nuestra vista.

Respecto al brillo máximo que puede alcanzar, la pantalla del Galaxy A7 2017 destaca mucho. En plena calle y con todo el brillo del sol cayendo sobre ella, no tendrás problemas en ver el contenido de tu smartphone. Sinceramente, más allá de la cantidad de pixeles, la pantalla del Galaxy A7 2017 no tiene mucho que envidiarle a la del Galaxy S7. Incluso el panel Super AMOLED se aprovecha con el uso del Always On Display, que nos permite ver nuestras notificaciones, la fecha y la hora con la pantalla apagada.

Así, el Galaxy A7 2017 es una gran opción para los que le gusta consumir contenido multimedia en el smartphone. Ver fotos y videos en Instagram, disfrutar Youtube o Netflix será una gran experiencia con este dispositivo, no solo por la excelente calidad del panel Super AMOLED, sino por el tamaño de su pantalla.

Software e interface

Samsung ha mejorado notablemente su interfaz de usuario en Android, pero todavía no llega a ser perfecta.

El Galaxy A7 2017 viene de fábrica con Android 6.0.1 Marshmallow, haciéndose extrañar la presencia de Android 7.0 Nougat en este dispositivo. Sin embargo, sí contamos con Grace UX, la capa de personalización que desde el Note 7 desplazó a TouchWiz en los smartphones Android de Samsung.

En términos generales esta capa de personalización sigue dándoles una personalidad muy propia a los Galaxy de Samsung. Por suerte, el software desarrollado por Samsung sobre Android no afecta de forma negativo el rendimiento de equipo, en este caso sobre todo porque contamos con 3GB de memoria RAM, y un procesador adecuado para su gama.

Sin embargo, seguimos encontrando algo de bloatware, y no solo de Samsung, sino también del operador. Desde el primer encendido veremos una importante cantidad de aplicaciones y juegos que no necesitamos ni queremos, o que se duplican en funciones, como la Galería y Google Fotos. Por suerte, mucho de este software lo podremos des instalar como cualquier otra aplicación, así que antes de instalar tus apps te recomiendo eliminar las que vienen de fábrica y no utilizarás. Si bien gracias a las 32GB de memoria interna será difícil que te falte espacio para aplicaciones, es mejor sacar todo lo que podamos y no vamos a usar (el sistema ocupa casi 9 GB).

Algo importante que ha mejorado en los smartphones de Samsung es que ya no necesitamos recurrir a aplicaciones de terceros para personalizar la interface a nuestro gusto, ya que con Samsung Themes podremos cambiar no solo el fondo de pantalla, sino que también podemos cambiar los íconos y todo el tema por completo. Además, como ya es tradición en los smartphones de Samsung, podremos elegir entre algunos tipos de letras para la interfaz.

Contamos también con funciones avanzadas, como mejoras en los juegos a través de Game Launcher y Game Tools, que podemos activar desde la configuración. Asimismo, podemos activar la operación una mano, que reduce el tamaño usable de la pantalla, configurar que se lance la cámara presionando dos veces el botón home, el gesto de vista emergente, la captura inteligente, entre otros.

Finalmente en la sección de mantenimiento tenemos la posibilidad de gestionar la batería, limpiar el almacenamiento con una herramienta incorporada de Clean Master, liberar la RAM y proteger el sistema con herramientas de seguridad provistas por Samsung (Knox) e Intel (Antimalware).

Rendimiento y conectividad

Había dicho que el Samsung Galaxy A7 2017 se parece mucho el Galaxy S7, principalmente en el aspecto físico. Si vamos a las entrañas de este dispositivo de gama media de Samsung encontraremos mayores diferencias. En principio el Galaxy A7 2017 cuenta con un procesador de la casa, el Exynos 7880, un octa-core de 64 bits que corre hasta 1.9GHz, a acompañado de 3GB de memoria RAM y 32GB de memoria interna ampliable con microSD de hasta 256GB. Como vemos, un hardware muy a la altura, sin ser lo más top del mercado, que queda para la gama alta.

Sin embargo, con esta configuración de hardware el Galaxy A7 2017 va muy fluido en todas las tareas, desde las simples llamadas telefónicas hasta los juegos más pesados, pasando por la toma de fotografías, la edición de fotos y el uso de redes sociales. El Galaxy A7 2017 está muy bien optimizado, y será rara la ocasión en la que sientas un ligero lag al desbloquear el equipo o abrir aplicaciones. Por supuesto, no será una bala como el S7 o el S8, pero sin duda es un dispositivo muy fluido, muy a la par de sus competidores más cercanos en la gama media premium.

En cuanto a la conectividad, en este dispositivo no vamos a echar de menos nada. Tenemos una entrada USB Tipo-C para la carga y la transferencia de datos (USB 2.0), WiFi Dual Band en 2.4 y 5GHz y en los estándares a/b/g/n/ac, Bluetooth 4.2, NFC y geolocalización con GPS, Glonass, Beidou. Por supuesto, no falta la conectividad 4G LTE en las siguientes bandas:

  • 4G FDD LTE: B1(2100), B2(1900), B3(1800), B4(AWS), B5(850), B7(2600), B8(900), B17(700), B20(800), B28(700)
  • 4G TDD LTE: B38(2600), B40(2300), B41(2500)

En cuanto a sensores, tampoco nos podemos quejar. El Samsung Galaxy A7 2017 cuenta con una amplia batería de sensores como: Acelerómetro, Barómetro, Sensor de Huella Dactilar, Giroscopio, Sensor Geomagnético, Hall Sensor, Sensor de Proximidad, RGB Light Sensor. En el caso del sensor de huella dactilar, realmente no ha sido el mejor que he probado, creo que en este caso se podría mejorar la precisión del mismo.

En resumen, el Galaxy A7 2017 es un smartphone que rinde en cualquier circunstancia de forma muy adecuada, y ofrece conectividad total.

Cámaras y multimedia

El Samsung Galaxy A7 2017 cuenta con una cámara delantera y una posterior de 16MP, ambas con apertura de f/1.9 y capaces de grabar video en FullHD (1080p) a 30fps. Sin duda ambos sensores son muy buenos con las condiciones adecuadas de luz, y si bien con poca luz los resultados no son los mejores, como por ejemplo en el S7, sí que resultan más que aceptables.

Las fotografías suelen tener colores bastante bien definidos, algo saturados en algunas ocasiones, o sobre expuestos en situaciones de alto contraste, pero nada que sea excesivamente molesto. Por el lado del video, si bien creo que no es algo imprescindible, el Galaxy A7 2017 se queda un paso por detrás de algunos competidores, como el Moto G5 o el ASUS Zenfone 3, que son de gama media y pueden grabar en 4K, y digo que no es imprescindible porque actualmente es complicado todavía tener una pantalla 4K en la cual apreciar las grabaciones de video en dicha resolución, pero bueno, a veces los números juegan su papel.

Más bien sí debemos notar ausencia de estabilización óptica en las cámaras, así que tendrás que mantener un buen pulso cuando quieras tomar fotografías, especialmente cuando hay poca luz.

Respecto a la aplicación de cámara por defecto, notar que si bien tenemos un modo profesional este no es tan completo como en dispositivos de gama alta. Así que creo que estamos ante una aplicación de fotos que no permite sacarle todo el partido al sensor, más allá de tener un modo belleza que nos da la posibilidad de establecer opciones como ojo grande, adelgazar y suavizar la piel, así como algunos filtros de color para darle un toque más personal a la foto. Aquí los dejo con algunas capturas para que vean los resultados (clic para agrandar):

Por el lado multimedia es importante señalar que tenemos Radio FM, así que este es un punto a considerar.

En cuanto al parlante, debo señalar que no es tan fuerte como otros, pero tiene muy buena calidad, sin llegar a ser el mejor del mercado. Igualmente, con audífonos, los que vienen en la caja u otros, el sonido es bastante bueno, aunque la potencia no es la más alta.

Batería

Este es otro de los puntos fuertes del Samsung Galaxy A7 2017. La batería de este dispositivo es de 3600 mAh, y nos permite una de las mejores autonomías del mercado, con un tiempo de carga corto para su tamaño.

En promedio he llegado a tener más de 6 horas de pantalla encendida, con casi 16 horas de uso continuo. En días con uso intenso he podido llegar desde las 7:30 am hasta las 11 pm con el 15 o 20% de batería restante, pudiendo ir a dormir y despertar todavía con batería para salir de casa y cargarlo en la oficina. Si eres un usuario menos intenso todavía, seguro podrás llegar a tiempos mayores de batería, y si eres de andar jugando con el celular, que no es mi caso, de seguro la batería te durará menos. El hecho es que sea cual sea tu perfil de uso, el Galaxy A7 2017 tendrá una autonomía mayor que casi dispositivo de su categoría, salvo algún que otro Xioami, o el Moto Z Play o el Huawei Mate 9.

El tiempo de carga es de una hora y 40 minutos aproximadamente, desde niveles muy bajos hasta llegar al 100%. Además, tenemos algunos modos de gestión de batería, para ahorrarla al máximo cuando se nos esté agotando y no podamos cargarla.

Conclusión

No tengo dudas en afirmar que el Samsung Galaxy A7 2017 es uno de los mejores terminales de gama media que he probado. Sus puntos más fuertes son su magnífico diseño, su extraordinaria pantalla y su gran autonomía. Los puntos que se podrían mejorar son los relacionados a la cámara y el sonido, así como su precio. Si bien este terminal ofrece muchas cosas interesantes, incluso heredadas del Galaxy S7, creo que el precio al que actualmente se vende con Claro puede detenernos un poco a la hora de decidirnos por él, considerando que actualmente hay buenas ofertas por el Galaxy S7.

Eduardo Salazar

Author

Eduardo Salazar

Estudié economía, pero soy fanático de la tecnológica. En mi tiempo libre me gusta escuchar música, mucha música.

Up Next

Deja un comentario